Masaje Casero para desaparecer la Celulitis : sólo 3 veces por semana

La celulitis es uno de los problemas estéticos que más asustan a las mujeres. Y para controlarla hay que trabajar en diferentes formas. Por suerte uno de ellos son los masajes que tú misma puedes aplicarte. Nunca es tarde para comenzar, pero contra  la celulitis, estas técnicas simples y sencillas bastará con tener la constacia de realizarlas todo el año.

Es cierto que para combatirla no hay una única solución, sino varias. Una dieta equilibrada, pobre en grasas y azúcares, el ejercicio regular, y por supuesto las cremas anticelulíticas.

Sin embargo para que las cremas tengan resultados es necesario acompañarlas de un buen masaje. Y si no tenemos la suerte de poder ir a un centro de belleza a que nos den un masaje,  ni queremos esperar a que nuestro novio nos haga ese original regalo de cumpleaños, en massatgesterapeutics te contamos tres sencillas técnicas que puedes hacer tú sola en tu casa, sólo 3 veces a la semana.

Antes de comenzar, prepare los tejidos de la zona a tratar aplicando suavemente la crema anticelulítica o adelgazante de su preferencia con las manos abiertas, las yemas de los dedos o el antebrazo, a manera de círculos.

El papel que desempeñan los principios activos de las cremas es fundamental, ya que con los masajes los ingredientes de estos productos penetran mejor y ayudan a que los tejidos se liberen de los deshechos y reabsorban con mayor facilidad los líquidos acumulados.

1. Amasamiento
Como indica la propia palabra, se trata de de presionar con los dedos y las palmas de las manos como si estuvieras amasando pan. Deberás realizar los movimientos en todas las direcciones y con toda la mano en contacto con la piel con celulitis.

2. Rodamiento
Esta técnica puede resultar un poco dolorosa por lo que deberás tener cuidado pero, es una de las más eficaces para despegar la grasa y resto de sustancias adheridas. Consiste en pinzar la piel en un extremo de la zona a tratar y llegar hasta el otro extremo de esa misma zona sin soltar la piel, como si lleváramos un pequeño rodillo entre los dedos.

3. Nudillos
Otra técnica también muy efectiva es realizar un masaje con los nudillos de ambas manos haciendo movimientos circulares en las zonas conflictivas a tratar.

Para poner en práctica estas tres técnicas de masaje anticelulítico aplica en primer lugar tu crema, gel o loción de tratamiento. Verás que con esta pequeña ayuda el producto que utilices ganará efectividad y conseguirás potenciar los resultados.

Como en muchas cosas, el resultado sólo se obtiene en base a constancia. No te desamines con el pasar del tiempo y continúa realizando estos masajes como mínimo 3 veces por semana, y verás como esos rastors de celulitis o «piel de naranja» desaparecen como nunca antes hubieras imaginado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *